top of page

¿Qué responder a la pregunta de fortalezas y debilidades en una Entrevista laboral?

Actualizado: 29 nov 2023


Una de las preguntas más comunes en una entrevista de trabajo es la famosa "¿Cuáles son sus fortalezas y debilidades?. Como toda pregunta de una entrevista laboral, la respuesta del candidato puede ser una oportunidad para destacar y sumar puntos en el proceso de selección o por el contrario, puede afectar su credibilidad y evidenciar falencias graves para el cargo.




No existen "candidatos perfectos"


Uno de los factores más importantes a tener en cuenta al momento de responder acertadamente es que, contrario a lo que conúnmente se piensa, los reclutadores no buscan candidatos "perfectos". Todas las personas tienen áreas de oportunidad que varían dependiendo su experiencia y formación, lo importante es saber describir adecuadamente aquellas áreas donde existe oportunidad de mejora.


Conseguir el puesto no va a depender de mostrar que no se tiene ningún defecto, sino de que el candidato demuestre profesionalismo, capacidad de autocrítica y sobre todo actitud de mejora y desarrollo personal.


La importancia de investigar sobre la empresa y el puesto


Una de los puntos clave para responder acertadamente es realizar una investigación previa de la compañía, su cultura y la descripción del cargo. Cada posición tiene unas competencias que son más relevantes que otras, en función de cuáles son las responsabilidades y tareas que deben desempeñarse para cumplir con los objetivos establecidos. Para alguien que trabaja en ventas, la capacidad de relacionamiento o la empatía no son opcionales, son mandatorias. Alguien que no cuente con estas habilidades va a tener muchos más inconvenientes para desempeñarse sobresalientemente en su cargo que alguien que las ha desarrollado. Sin embargo, la capacidad de relacionamiento no es algo que afecte a un analista de sistemas, que debe pasar prácticamente toda su jornada laboral frente a su computador.


Por esta razón, es fundamental investigar la descripción del cargo e identificar cuáles son las cualidades y fortalezas que tendría un candidato idóneo para el cargo en cuestión. Una vez identificadas, es posible resaltar las fortalezas propias que estén alineadas con lo que busca el reclutador y dar un manejo especial a aquellas debilidades que puedan afectar el rendimiento en el cargo.


La importancia de la Coherencia


Los reclutadores están altamente entrenados para identificar fallas en el discurso, dudas y sobre todo, incoherencia entre la imagen que intenta vender el candidato y la persona que realmente es. Existen múltiples técnicas para confirmar la veracidad de las afirmaciones del candidato, desde pruebas psicotécnicas, hasta simples preguntas bien orientadas.


Un reclutador experimentado indagará y profundizará en detalles sobre las experiencias laborales, solicitará que le cuenten casos reales que se hayan vivido durante los trabajos anteriores para identificar incoherencias en el discurso. Por esta razón es importante que eviten inventarse cualidades o fortalezas que no se tienen, tarde o temprano el reclutador lo descubrirá, y el costo es elevado, ya que pondrá en duda la credibilidad del candidato.


Por ejemplo, es ilógico que alguien le diga al reclutador que es una persona sociable y extrovertida si no es capaz de mantener contacto visual o su lenguaje corporal es introvertido, igualmente, alguien que asegura tener competencia hablando inglés pero no puede responder dos preguntas en ese idioma. Es mejor ser honesto y profesional, estas cualidades son muy bien percibidas por los reclutadores.


Cómo describir una debilidad


Una debilidad no es algo que deba esconderse o evitarse, es simplemente una oportunidad de mejora y crecimiento. De hecho, si se describe adecuadamente, puede sumar puntos a su proceso de selección.


La forma más adecuada de describir una debilidad es como un área de oportunidad que se está trabajando o se ha venido trabajando. Los reclutadores valoran a los candidatos que tienen la capacidad de identificar y reconocer sus fallas o debilidades y que además toman acción para mejorar o desarrollarse. Esta habilidad es especialmente valorada porque demuestra tolerancia a la frustración, honestidad y flexibilidad, cualidades que son fundamentales para que un empleado se desempeñe eficazmente en un cargo.


Las historias pueden ser de gran utilidad al momento de describir una debilidad. Por ejemplo: "Una de mis principales debilidades era hablar en público, me colocaba muy nervioso, sudaba, sentía pánico de imaginarme en el escenario. Por eso tomé la decisión de entrar a un curso de oratoria, y gracias a esas enseñanzas he podido enfrentar mi miedo paulatinamente, logrando avances importantes y adquiriendo cada día más confianza en mí mismo". Esta historia permite mostrar honestidad, al mostrarse vulnerable se genera empatía e implicitamente demuestra que es alguien que no teme reconocer sus falencias y tomar acción para mejorarlas.


No olvide identificar aquellas áreas de mejora que no interfieran directamente con las competencias y habilidades requeridas para su cargo. Si usted se encuentra aplicando a un cargo comercial y considera que es tímido, sería muy contraproducente mencionar su timidez como una de sus debilidades.




Cómo describir una fortaleza


La pregunta sobre fortalezas es un excelente momento para destacar en el proceso

Es importante que antes de ir a la entrevista, tenga claro cuáles son realmente sus fortalezas, teniendo en cuenta que entre más demostrables sean, mayor será la credibilidad ante su potencial empleador. Si usted menciona que una de sus fortalezas es relacionarse efectivamente y no ha logrado generar empatía con los entrevistadores, estará perdiendo toda la credibilidad. Para demostrar sus fortalezas, se recomienda evitar los "auto-elogios" y más bien contar historias o experiencias que demuestren sus habilidades. No es lo mismo decir "Soy un excelente vendedor, puedo vender lo que sea y cumplir cualquier meta" a decir "En mi trabajo anterior logré un sobrecumplimiento de ventas en 125%" o "Recibí el premio al mejor vendedor del año en mi anterior empleo".


Para tener en cuenta....


Algunos candidatos consideran que algunos atributos que un reclutador espera encontrar en cualquier candidato, pueden ser considerados como "fortalezas". La puntualidad, la presentación personal o saber navegar por internet son habilidades y cualidades que el encargado de selección da por sentado, no son fortalezas o atributos a destacar.


Recuerde:


La pregunta de fortalezas y debilidades puede ser una gran oportunidad para destacarse frente a otros candidatos, identifique sus fortalezas y áreas de oportunidad y elabore una historia convincente donde pueda demostrar con hechos por qué usted es la persona idónea para el cargo. ¡Recuerde que las historias siempre generan mayor recordación!

1304 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page